por Retail 3 de febrero, 2016 Actualidad comentarios Bookmark and Share
< Volver

Con 50 millones de dispositivos conectados en el horizonte, desde ahora hasta el 2020, el Internet de las Cosas (IoT) se presenta como una de las grandes revoluciones en innovación. Zebra Technologies, especializada en soluciones para el retail inteligente, explica cómo el IoT puede reducir el desperdicio alimentario.

Aunque el desperdicio de productos perecederos es algo muy conocido para el comercio minorista, las cifras más recientes revelan el verdadero alcance del problema. De acuerdo con un estudio de la FAO (United Nations Organization for Alimentation and Agriculture) realizado en 2011, cerca de una tercera parte de la producción de alimentos a nivel mundial es desperdiciada, es decir, 1,3 billones de toneladas de comida perdida. Aunque las causas se deben a múltiples factores, las pérdidas vinculadas a cadenas de suministro ineficientes representan más de un 25% del desperdicio total.

¿Cómo puede mejorar la trazabilidad el Internet de las Cosas?

La trazabilidad de la granja a la mesa ha supuesto un gran problema durante mucho tiempo y ahora IoT puede contribuir a resolverlo. En la actualidad, las etiquetas de códigos de barras pegadas a los productos o etiquetas RFID pegadas a los palets permiten la localización de los productos alimenticios en cada etapa de su viaje por la cadena de suministro, desde que sale de los campos de cultivo hasta los lugares de distribución, pasando por las zonas de tratamiento y finalmente las tiendas al por mayor y grandes supermercados.

Gracias a las etiquetas conectadas y a los portales que son capaces de leerlas, será posible reducir el tiempo de almacenamiento y de tránsito de los productos en la cadena de suministro, y por tanto, alargar la fecha de caducidad en al menos varios días. Gracias a ello habrá menos productos alimenticios que tendrán que ser retirados de las estanterías o tirados a la basura por estar fuera de la fecha de caducidad.

Códigos de barras 2D GS1

Además del efecto positivo que tendrá sobre el desperdicio de alimentos, Internet de las Cosas contribuye a mejorar la información con los usuarios. Los códigos de barras 2D GS1 más recientes pueden incluir mucha más información, pudiéndose ser utilizados no solo para mantener la trazabilidad de los artículos a su paso por la cadena de suministro, sino también para informar a los consumidores sobre el origen y fecha de producción o incluso la forma en la que se produjo. Esto permite al consumidor comprobar que el chuletón de ternera con 28 días de maduración que está viendo fue sacrificado realmente hace 28 días.

Fidelizar al cliente

Además de aportar grandes beneficios respecto a la perdida y desperdicio de alimentos, Internet de las Cosas también permitirá a las marcas fidelizar mejor a sus clientes. Por ejemplo los consumidores ya pueden escanear los códigos de barras para obtener información directamente en sus smartphones, inaugurándose así la nueva era del retail inteligente, que ofrecerá la oportunidad de incluir recetas en las listas de ingredientes para animar al consumidor a que pruebe cosas nuevas y compre más productos, así como nuevas formas de comunicación en la tienda” explica Thierry Vasseur, vicepresidente y director de ventas en Francia y Benelux, Zebra Technologies.

Las soluciones Zebra hacen a los negocios inteligentes y conectados como el mundo en el que vivimos. Las soluciones de seguimiento y visibilidad de Zebra transforman lo físico en digital, creando los flujos de datos que los negocios necesitan para simplificar las operaciones, y mejoran la autonomía de los trabajadores móviles. 

 

Publicidad

Noticias relacionadas

comments powered by Disqus