por Retail Actual 29 de septiembre, 2017 Actualidad comentarios Bookmark and Share
< Volver

Asedas, Asociación Española de Distribuidores de Autoservicios y Supermercados, ha estudiado el papel de este colectivo social como palanca de evolución en el concepto de supermercado de proximidad, que se adapta a la demanda diferenciada tanto de productos como de servicios que presenta.

Este domingo 1-O también se celebra el Día del Mayor, los supermercados de Asedas, Asociación Española de Distribuidores de Autoservicios y Supermercados, han estudiado su perfil como consumidor. Las personas mayores de 65 años suponen un 17% de la población total en España y el Instituto Nacional de Estadística prevé que, para el año 2050, este grupo social superará el 30%. Los mayores son, por tanto, un grupo a tener muy en cuenta a la hora de diseñar el modelo de distribución alimentaria de los próximos años.

Sus preferencias giran en torno a productos adaptados tanto desde el punto de vista de sus necesidades nutricionales  -con los frescos y las referencias relacionadas con la dieta mediterránea como los grandes protagonistas- como a la cantidad que consumen. Las características que buscan es que sean sanos y naturales, fáciles de preparar y consumir, de volumen y tamaño más reducido y a buen precio.

Mayores más activos, supermercados más próximos

El supermercado de proximidad responde a su interés por mantenerse independientes gracias a la cercanía que les permite hacer la compra a pie y a diario o varias veces por semana. En paralelo, se desarrollan servicios adaptados a los mismos, como la atención telefónica para realizar el pedido y el servicio a domicilio. Además, los nuevos modelos de tienda, con pasillos más amplios y luminosos, les facilitan la movilidad. Otros avances en este sentido son la adaptación del tiempo de apertura y cierre de las puertas o cajas con elevadores de cestas.

Por último, los precios competitivos que presenta el modelo del supermercado de proximidad, recordamos que España mantiene unos costes de alimentación hasta 6 puntos por debajo de la media europea según el último barómetro de Eurostat, también responden a la necesidad de los mayores de adaptar el gasto alimentario a su poder adquisitivo.

 “Los cambios demográficos son un factor a tener muy en cuenta a la hora de diseñar el modelo de distribución alimentaria y una de las tendencias de la sociedad española es el incremento de personas mayores de 65 años. Nuestra función es responder a su demanda tanto de alimentación como de servicio al facilitarles una compra cómoda, segura, cercana y económica”, afirma Ignacio García Magarzo, Director General de Asedas.

Publicidad

Noticias relacionadas

comments powered by Disqus