por Retail Actual 4 de noviembre, 2019 Empresa comentarios Bookmark and Share
< Volver

Las empresas de retail se enfrentan constantemente al reto de no terminar la temporada con un stock alto de productos que deban liquidar en sus tiendas, pero también a tener la suficiente cantidad para no sufrir roturas de stock en ninguno de sus puntos de venta, ni siquiera en el online.

La aplicación de la inteligencia artificial supone una palanca para optimizar el proceso de compras y de distribución a los puntos de venta y superar el desafío con éxito. Ais Group, empresa pionera de la IA en España, ha presentado en el marco del AI Show, celebrado en Madrid, una nueva área de actividad orientado a ofrecer soluciones de IA y Machine Learning al Retail. “Cada vez -explica José Luis Talló, director de negocios de AIS Group para España y Portugal- se dispone de más información cuyo tratamiento permite, no sólo conocer mejor al cliente y sus hábitos, sino también optimizar otros procesos tan importantes como la propia venta, como son la distribución de productos a las tiendas y del proceso de compras”.

Para Ais Group, uno de los principales retos para muchas empresas es disponer de datos históricos, que en muchos casos no existen, como es el caso de tiendas de nueva apertura. “La IA ayuda en base a distintas variables a descubrir tiendas parecidas a los puntos de venta de más reciente constitución, las tiendas espejo. A partir de ellas podemos extrapolar datos para cualquier punto comercial”, indica Talló.

Superado el escollo de la falta de información, la IA marca de nuevo la diferencia en la estimación de ventas. “Al contar con datos para todas las tiendas, gracias a las espejo, las predicciones son mucho más ajustadas a cada una de ellas, lo que permite realizar las compras de stock de cada producto con más precisión”, señala el director de negocios de AIS Group para España y Portugal.

Gestión de sotck con Inteligencia Artificial

La optimización del proceso de compra, afirma Talló, no sólo mejora el proceso de compras ajustándolo mejor, sino que mejora el margen bruto a través de la reducción del coste medio por la menor cantidad de unidades a liquidar. Además, también conlleva una posición más relajada a nivel de tesorería, pues el dinamismo que aporta la IA al nutrirse de datos actualizados permanentemente favorece que puedan multiplicarse los momentos de compra por temporada y fraccionar así los desembolsos.

El de compras es sólo uno de los procesos del sector retail donde la intervención de la inteligencia artificial marca un antes y un después. La optimización de toda la parte logística con técnicas como Machine Learning es otro punto a tener muy en cuenta, indica el director de negocio de Ais Group. Pero independientemente del proceso al que se aplique, aclara, la IA no es en ningún momento el sustituto del profesional experto, sino una herramienta que debe facilitarle el trabajo. “Es justamente la combinación de la inteligencia humana y la inteligencia artificial lo que realmente conduce al éxito”, concluye Talló.

Publicidad

Noticias relacionadas

comments powered by Disqus