por Retail Actual 26 de junio, 2017 Empresa comentarios Bookmark and Share
< Volver

Lidl ha querido dar un protagonismo especial a los reyes indiscutibles de la gastronomía popular española en verano: tortilla y salmorejo, en sus formatos ‘ready to eat’ de nevera. Lo hace a través de #LidlChefSelect by David García.

Lidl presenta dos nuevos lanzamientos en su gama #LidlChefSelect: tortilla y salmorejo.  Según el reciente estudio “Chilled Ready Meals, 2016” de Kantar WorldPanel,  9 de cada 10 hogares compradores de platos preparados de nevera (cremas y gazpachos, tortillas, ensaladillas, platos preparados de base masa, carne, pescado, verdura, pasta y arroz) han comprado por lo menos una vez la marca de distribución en el último año, lo que supone 13 millones de hogares.


El surtido de Chef Select, propone la tortilla de patata con y sin cebolla, junto con una versión veggie con espinacas. Lo mismo ocurre con el gazpacho, además del tradicional andaluz a otro más “suave” (con menos ajo, menos pepino y un sabor más light), se unen este verano a las nuevas versiones exóticas y tropicales a base de frutas (sandía, fresa/grosella, nectarina y piña/coco).

Un consumidor joven que busca valor añadido

“Colaborar con David García para reinventar productos tan nuestros y tan tradicionales como el gazpacho y la tortilla responde, en el fondo, a nuestra firme apuesta por el producto y la gastronomía española, pero también por el talento joven y por dar un valor añadido a nuestros clientes: ese consumidor ‘smart’, joven, con menos tiempo y que opta por propuestas inteligentes que le permiten ahorrar recursos sin renunciar a la calidad, a la innovación y también a las últimas tendencias en sabores”, explica Arantxa Conde, responsable de Relaciones Públicas de Lidl España.
 

Esta propuesta se enmarca en la apuesta de la compañía por el producto y la gastronomía españoles. Los productos nacionales ya representan más del 70% del surtido de la compañía. Este dato representa el doble que en 2008, mientras que trabajan con 650 proveedores españoles, un 8% más que en el 2015. Asimismo, en 2016 Lidl compró productos por valor de 3.200 millones de euros en España, un 7% más, de los cuales 1.700 millones de euros se destinaron a la exportación para las 10.000 tiendas que el grupo tiene repartidas en Europa.

Publicidad

Noticias relacionadas

comments powered by Disqus